Se muestran los artículos pertenecientes a Marzo de 2011.

Las Serpientes Venenosas

Publicado: 13/03/2011 16:56 por Autor: Almudena Muñoz López en Biología-Geología 1º
20110313131726-cobra-wallpaper-4-1-.jpg

Las serpientes venenosas poseen un veneno que esta compuesto por una mezcla compleja de proteínas que destruyen tejidos del cuerpo, inmovilizando o matando a su presa.

 Los venenos se clasifican en dos grandes categorías:

-Neurotóxicos: afectan al sistema nervioso, y es más eficaz, ya que actúa sobre el sistema nervioso central produciendo un fallo respiratorio o cardiaco.

-Hemotóxicos: destruyen las células de la sangre, el revestimiento de los vasos sanguíneos y otros tejidos, y se difunden más despacio y tienen una acción más lenta que las neurotoxinas, debido a la destrucción local de las células circulatorias.

 Los venenos de las serpientes contienen elementos de ambos tipos, pero normalmente uno de ellos predomina.

 Las serpientes poseen unos receptores para poder localizar a sus presas de sangre caliente durante la noche.

Los receptores son una fosetas termosensibles u otro receptor similar, que se encuentran en la cabeza, entre el ojo y el orificio nasal, o en los orificios labiales.

Cultivo Hidropónico

Publicado: 13/03/2011 19:39 por Autor: Jose Miguel Martinez Garcia en Biología-Geología 1º
20110313174300-hidroponia-proyecto5.jpg

La hidroponía o agricultura hidropónica es un método utilizado para cultivar plantas usando soluciones minerales en vez de suelo agrícola. Las raíces reciben una solución nutritiva equilibrada disuelta en agua con todos los elementos químicos esenciales para el desarrollo de la planta y así no tiene ni más ni menos lo que necesita para rendir al 100%.

Es una forma fácil, barata y rápida de producir en cualquier lugar las plantas que uno desee normalmente alimenticias lo que da pie a la industria agrícola a innovar y producir más y mejor en menos tiempo.

Hoy en día esta actividad tiene un buen uso en países donde las condiciones el suelo no son optimas para la agricultura, combinando la hidroponía con técnicas de invernadero se obtienen rendimientos muy superiores a los de la naturaleza.



La muda en insectos

Publicado: 13/03/2011 19:40 por Autor: Gregorio en Biología-Geología 1º
20110313183404-metamorfosis-1-.png

Los insectos, como todos los  artrópodos, tienen un esqueleto duro, externo, denominado exoesqueleto. Este exoesqueleto confiere al animal una estructura determinada, pero que le impide aumentar de tamaño de forma continuada. Por este motivo, para desarrollarse y alcanzar el estado de adulto, el insecto debe liberarse de su exoesqueleto, mediante un complejo mecanismo, denominado muda o ecdisis.

- Los  insectos hemimetábolos son aquellos que  sufren mudas sencillas, como los saltamontes. Los jóvenes (ninfas) son muy similares a los adultos (imagos). La transformación de uno a otro se realiza mediante mudas simples.

- Otros insectos realizan cambios más complicados. Estos son los holometábolos, como, por ejemplo, las mariposas. En este caso, los jóvenes (larvas), para transformarse en adulto (imago), realizan una muda compleja, llamada metamorfosis.

 En el control de la muda intervienen células neurosecretoras, productoras de ecdisotropina (neurohormona) y glándulas secretoras. Aparecen dos tipos de glándulas, que son los cuerpos alados, que liberan neotenina (hormona juvenil), y las glándulas ecdisisales, estas sintetizan ecdisona, que es la hormona responsable de la muda.

El estímulo que dispara el proceso de la muda es la presión que ejercen los tejidos sobre la pared del cuerpo cuando se alcanza la máxima capacidad del exoesqueleto. Los estímulos son recibidos por el cerebro. Las células neurosecretoras, que allí se encuentran, liberan ecdisotropina a la hemolinfa. Esta neurohormona actúa sobre las glándulas hormonales.

Durante el estadío larvario (o juvenil), las glándulas de los cuerpos alados liberan neotenina. Así se mantienen las características larvarias. Al desencadenar el proceso de la muda, la ecdisotropina actúa a dos niveles. Primero, inhibe la liberación de neotenina. Posteriormente, estimula la producción de ecdisona por las glándulas ecdisiales. Estos cambios hormonales provocan la muda y el desprendimiento del exoesqueleto.

Tipos de injertos

Publicado: 13/03/2011 19:41 por Autor: Mariano en Biología-Geología 1º
20110313193240-injerto-de-canutillo.jpg

El injerto es una forma de propagación vegetal donde se ponen en contacto dos plantas diferentes aunque de el mismo género, el pie (planta que se quiere injertar) y la simiente (planta de la que se va a injertar). Es necesario que ambas plantas o arboles estén sanos, que tengan en movimiento la savia (por lo que recomiendo que se injerte en primavera) y que la simiente proceda de un tallo joven.

Finalidad del injerto

El injerto se puede hacer con la finalidad de: resistir plagas y enfermedades, mayor facilidad de nutrición, forma de reproducirse, acelerar el ciclo del vegetal, enanización y mejora de rendimiento y calidad de sus frutos.

Tipos de injertos

hay varios tipos de injertos os voy a hablar de los más comunes:

Injerto por aproximación: consiste en hacer una hendidura de las mismas dimensiones (siempre quitando la corteza y parte de la madera) en cada una de las plantas en ramas que se encuentren a la misma altura, se unen y se atan para que no se separen, el objetivo es que haya mezcla de savias.

Injerto de púa o de hendidura: consiste en introducir parcialmente un tallo o varios con una o varias yemas procedentes de la simiente a injertar en una hendidura hecha en una rama ( mi consejo es que este lo más cerca posible de el suelo) esta unión se apretá atándolas fuerte (el tallo a introducir debe tener forma de cuña en el extremo a introducir en la hendidura).

Injerto de yema: también llamado de “chapa” consiste en introducir un trozo de corteza de la simiente en la corteza de la rama a injertar, para ello se corta la corteza a introducir en forma de rectángulo rodeando el tallo con una o varias yemas (normalmente con una), se introduce bajo una hendidura que solo perfore la corteza, con forma de I, donde quede a la luz la yema, esta unión se apretá amarrándolo con rafia, a los 15 o 20 días se suelta para no estrangular el injerto.

Injerto de canutillo:consiste en introducir un trozo de corteza cortada de un tallo tierno de forma cilíndrica (con forma de tubo) en un tallo, para ello es necesario que tengan diámetros similares para que se quede lo más apretado posible. A diferencia con los otros en este tipo de injerto es necesario en mochar (cortar todas las ramas o casi todas) del árbol, para que este rebrote y le salgan tallos tiernos, estos son cortados en diagonal (para facilitar la entrada del canutillo) y se les retira la corteza sin cortarla, ahora se introduce el canutillo hasta el fondo.

En todos los tipos de injertos se debe poner la yema hacia arriba.